VIRGINIA. 1941

Charlotte Dunterry regresa de Nueva York a su casa de Virginia, tras muchos años fuera de su hogar.
Allí comprobará que todo ha cambiado, a peor, y un antiguo amigo de la familia, a consecuencia de los cambios sociales y económicos, vive en una humilde casita de
campo con su primo y la pequeña hija.de este.
Ella tratará de que todo siga como antes, pero no será fácil.



La rivalidad de los “yanquis” y “rebeldes”, revivida en nuestros días, a través de una agitada y bella historia de amor“.

Así rezaba la publicidad del programa de mano del Cine Moderno, allá por octubre de 1945.

Mi opinión sobre la cinta es esta:

Mediocre producción, que comienza dignamente para poco a poco desembocar en la más profunda inoperancia.
No hay nada que destacar como no sea ver a Fred McMurray en uno de sus primeros papeles importantes, aunque ya antes había tocado el western, como por ejemplo en filmes de Henry Hathaway.
Lo que ocurre con este modesto film, a pesar del esfuerzo de producción, es que parece que quiere asemejarse a la extraordinaria “Lo que el viento se llevó“, y eso era tarea imposible. Cosa lógica por una parte pues mejorar lo casi perfecto es casi imposible y por otro lado al no haberse empleado los medios para ello.

Y es que, para comenzar, el argumento es algo folletinesco y el guión sigue ese dudoso y peligroso camino, siendo algo anodino y con muy poca chispa.
Por ello se hace algo cansina y apenas hay un par de escenas algo conseguidas.
Eso sí, el vestuario y peluquería son de calidad, lástima que lo que se cuenta no logre interesar al espectador, que finalmente acaba aburriéndose.
A Fred McMurray le acompañan, entre otro/as, la siempre bella Madeleine Carroll y un Sterling Hayden también primerizo.
Para ver e inmediatamente olvidar, y es que el director Edward H. Griffith no convence en su narración y chafa cualquier posibilidad que sobre el papel tenía.

Leer critica Virginia en Muchocine.net

Anuncios

2 comentarios to “VIRGINIA. 1941”

  1. Igor Von Slaughterstein Says:

    Bueno, al menos tendra la gracia de ver a McMurray antes de ser un estrellón, pero bien es cierto que hay pelis que no se salvan ni a los ojos de los fanáticos del género.Por cierto, que recuerdos de la peli aquella del llanero solitario!! La vi de niñato total. Es cierto que era mediocre, pero la mala uva de Christopher Lloyd y el inmortal “Vamos, plata!!!” salvaban la función para mis ojos infantiles de entonces.Saludos!!

  2. Víctor Bilbao Says:

    HOla, amigo Igor,Pues sí, totalmente de acuerdo contigo.En lo que respecta a “El Llanero solitario” es así. Cuanto más peque eres más te gusta…digo yo. Y es que, por otra lado, felizmente es algo ingenua e infantil. Como debe ser proviniendo de un cómic (tebeos como les llamábamos en mi época).Un cordial saludo.Víctor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: