Archive for the ‘Judith Anderson’ Category

LAS FURIAS (Furies, the). 1950. Valoración: 7,15

noviembre 30, 2009
En el rancho “Las furias”, viven T.C. Jefferson, que es el patriarca, hombre hecho a sí mismo, y sus dos hijos, hombre y mujer.
El hijo es un buen chico, pero sin carácter, mientras que la mujer es una mujer ambiciosa, aunque justa.
El patriarca desea echar de sus tierras a una familia de mexicanos, los Herrera, cuyo primogénito es amigo de la infancia de su hija…

Buena película, más un drama que un western, aunque tiene de todo.
La trama, aunque se entiende a la perfección, resulta un tanto extraña, pero resulta sumamente interesante.
Los personajes son complejos, y la dirección (buena)de Anthony Mann, crea un clímax de thriller, más que propia del far west.
Interesante, aunque se aparta de la típica película “del oeste”.
Y lo hace por varios motivos, pero sobre todo por su peculiar forma de narrar los acontecimientos, a la manera de una tragedia griega, donde el destino de los personajes juega con ellos de forma lenta pero inexorable.

Film en todo momento con violencia soterrada, que estalla en mil pedazos cuando se llega a los callejones sin salida del odio, los rencores y la pasión mas furibunda.
A todo ello ayudan la impresionante fotografía, cercana al expresionismo mas puro, de Víctor Milner y a la banda sonora del maestro Franz Waxman, soberbia y llena de fuerza dramática que magnifica aun mas el poderío de los rayos y truenos que resuenan a lo largo del metraje.
Excelente adaptación de la novela de Niven Busch, queda en la memoria por la fuerza de sus personajes, retroalimentados por los instintos mas bajos que guardan en sus almas, encarnados por maravillosos intérpretes, destacando al trío formado por el patriarca Walter Huston, simplemente magnifico, Bárbara Stanwyck en su laberíntica dualidad, y Gilbert Roland, espléndido en una escena capital que se queda en la retina y memoria para siempre.
Perfecta ambientación, con vestuario de nada menos Edith Heath, la mejor en su trabajo.

Anuncios

PERSEGUIDO (Pursued). 1947. Valoración: 7

marzo 20, 2009
Un hombre sigue el rastro se los asesinos de su padre mientras hace frente a los demonios interiores que tiene debido a traumas no superados.

Extraño western que, con el paso del tiempo ha llegado a considerarse de culto.
Se trata de una muy atípica historia de venganza muy bien rodada por el maestro Raoul Walsh, sin duda uno de los mejores directores del Hollywood dorado, aunque en la época había críticos que le consideraban poco más que “un buen artesano”. Un auténtico dislate, propio de cenutrios cinematográficos, por llamarles de una manera suave.

Con elementos del más genuino género negro, que es donde más se podría inscribir esta cinta, este excelente film contiene una atmósfera oscura y opresora, con unos personajes que no son ni buenos ni malos (Robert Mitchum en uno de sus mejores trabajos) y unos diálogos secos y duros, que dotan a este inclasificable film de una calidad que antes de rodarse no creían que tenía ni los productores.

Y esto era así por cuanto esta cinta debía ser de serie B, y puede que lo fuera en cuanto a presupuesto, pero “se les fué de las manos” (como ha ocurrido tantas veces en la historia del cine, véase por ejemplo “Casablanca“), pues con el trabajo de todos sus integrantes, desde los guionistas, hasta el director, intérpretes y demás componentes del equipo artístico, se consiguió un trabajo muy estimable que se ve revalorizado a medida que pasan los años.
Muy buena fotografía en blanco y negro y tensión in-crescendo que hace se siga con muchísimo interés.

En suma, muy buena.