Archive for the ‘Simon Oakland’ Category

CAZA IMPLACABLE (Hunting party, the). 1971. Valoración: 6,35

enero 19, 2010
Una banda de forajidos rapta a una bella maestra, pues el líder de ésta desea aprender a leer y escribir; ignora que el marido de ésta no es sino un peligroso sádico que irá detrás de ellos matándolos sin piedad gracias a un rifle de largo alcance, recién fabricado.

En mi opinión, un muy violento film del oeste, sobre todo para la época en la que fue rodada. Fue por este motivo objeto de controversia y polémica, siendo objeto de algunos “sesudos” estudios, que la abordaban tanto desde el punto de vista formal como del introspectivo, deteniéndose sobre todo en la peculiar personalidad del personaje encarnado por el gran Gene Hackman, todo un psicópata sádico (su personaje, no el bueno de Hackman…).
Así, gracias al boca a boca, fue un éxito económico, no tanto de crítica, que se divió en dos bandos claramente diferenciados. En uno estaban los que la situaban en lo más alto, y otros que dijeron más o menos que todo era puro artificio. Yo, cuando la ví, en medio de los dos, aunque más hacia el segundo bando.
Y digo esto por cuanto aprecié el aspecto técnico, con una magnífica fotografía en preciosos colores de nuestro Cecilio Paniagua (se rodó en España), que también contó con el siempre excelente Enrique Alarcón como director artístico. Pero aspectos como el ritmo, para mi gusto muy irregular y la propia dirección de Don Medford, fría para la historia que cuenta, no fueron de mi gusto.


A mí solamente se me quedaron grabadas las escenas violentas, no por bien rodadas, sino por ver a Hackman de cabrón integral dándole al gatillo sin dar la menor oportunidad a “sus presas”, pues como a conejos les asesina.
Sin embargo, me ocurrió algo curioso, que le dí una segunda oportunidad viéndola muchos años después (hace bien poco) en la televisión. Y, hombre, no diré que me pareció maravillosa, pero sí que aprecié algunas buenas escenas, como cuando Reed, Bergen y Ryan comen bajo un carromato defendiénsose del tórrido calor bajo un sol de justicia, unos melocotones. Una escena en verdad simpática y entrañable, muy humana, que no se olvida (aunque a mí se me olvidó la primera vez).
En fin, que quizás es mejor de lo que me pareció la primera vez. No estoy seguro.

Anuncios

DON QUIJOTE DEL OESTE (Scandalous John). 1971. Valoración: 6,50

diciembre 30, 2009
Un viejo propietario de un rancho, taxativamente reacio a vender su propiedad se comporta como el personaje del célebre Cervantes. “Don Quijote de la Mancha”.

Pues se trata de un western moderno dirigido convencionalmente por Robert Buttler, simpático y olvidable. Y al decir esto de “western moderno “habrá seguidores de este humilde blog entonces que pensarán que esta peli no tenía que aparecer en la lista. Pues, hombre, no es que les falte toda la razón pero entiendo que sí debe aparecer por cuantoq quitando que hay coches, aviones, motos , todo y los adelantos técnicos y científicos de la época en la que se desarrollan los acontecimientos, el espíritu, idiosincrasis y alma son los propios del Far West. Además, creo que Algunas pelis consideradas en la historia del cine como los westerns, como por ejemplo, “Grupo Salvaje”, y muchas desarrolladas en tiempos de la Revolución Mexicana con Pancho Villa, donde aparecen coches, etc,también habría que elminarlas de este magnífico género. Y no es así, ¿verdad? Pues en este caso, y dado que este blog, de momento es mío, pues lo inserto en el (¡ea chulería al canto!).
La peli en cuestion es una producción de la Walt Disney, con todo lo que ello significa, teniendo en cuenta que es de una cinta de los setenta, es decir, destinada a toda la familia para que la vieran juntos papas,niños, niñas, abuelitos, el tío soltero …
De todas formas hay que convenir que es un film algo menos light de lo habitual en aquellos tiempos, lleno de buenas intenciones, sí, que no obstante sí se nota que intentaba salirse de lo meramente infantil. Existen algunassituaciones y diálogos que los niños, si no ivan acompañados de sus padres o algún adulto responsable, pues no los entenderían del todo.

Sin embargo, dicho intento de la Disney se saldo con un sonoro fracaso económico, Aunque la peli está bien. Recuerdo (la ví siendo niño) que me gustó, y me hizo gracia, sobre todo, la estupenda composición de Alfonso Arau, divertidísimo de verasmy que se adueña sin esfuerzo de la peli.
Vista hoy en día pues resulta algo anticuada, y los más mayores pudieran aburrirse, pero creo que conseva aún algo de la frescura original y resulta amena, agrable. No obstante, habría que comprobarlo ahora, pues los tiempos cambian que es una barbaridad y lo que hace tres décadas gustaba hoy en día pPudiera considerarse unaantigualla de aúpa.
Como ya he dicho antes, buena fotografía, que resplandece paisajes de Nuevo México y / o de Dakota del Sur.
Y como curiosidad patria, comentar que trabaja el experimentado actor español ya desaparecido José Nieto. Y es que este actor, al igual que, por ejemplo, Fernando Rey, sabía hablar inglés, lo que le abrió puertas y le hizo ganar un dinero majo.

CHATO EL APACHE (Chato’s land). 1972. Valoración: 5

agosto 25, 2009
Una “posse” de ciudadanos es formada rápidamente con objeto de partir en busca de un apache acusado de asesinar a un “sheriff”.
En efecto, Chato, que así se llama el indio, le ha matado, pero en defensa propia.
Los ciudadanos le persiguen, pero dan con la esposa del indio, a la que violan.
Desde ese momento será Chato quien persiga, para matarlos, a los “honrados” ciudadanos blancos.

Un western mediocre a más no poder, que tiene un ejemplar elenco interpretativo completamente desaprovechado por mor de un ridículo e incongruente guión.
Actores de primera (Palance, Whitmore, Jordan, Basehart…), estupenda fotografía, agrestes paisajes, bastantes escenas de acción, con gran profusión de exacerbada violencia…Todos estos elementos existen en el film, pero no de forma atractiva, sino plúmbea, sin pies ni cabeza, sin sentido lógico alguno.

Un ejemplo de esto último es la escena en la que, tras haber violado salvajemente a la esposa del protagonista,uno de los violadores, creo recordar que el interpretado por Richard Jordan, les dice a sus compañeros que desde ese momento en adelante no quiere que le sucede a la mujer nada malo, pues se ha enamorado de ella. ¡Toma castaña!. Creíble al cien por cien, vive Dios.
Una cinta que desaprovecha el material del que dispone, para enjaretarnos una vulgar peli que merece el suspenso claramente.
Mal dirige Michael Winner, que dos años más tarde descubrió el filón para uno de sus actores fetiches, Charles Bronson, con la deleznable pero exitosa “El justiciero de la ciudad“.